Probamos… Saboteur, el Desafío. Un mano a mano en la mina de oro

Saboteur (Frederic Moyersoen, Amigo) lleva como una década en la calle promoviendo los sabotajes entre los gnomos mineros en busca de oro. Lo que ahora tenemos entre manos gracias a Mercurio Distribuciones que lo comercializa en España es la versión para dos jugadores (o uno), que se llama Saboteur, El Desafío. La dinámica del juego original se altera un poco, básicamente no hay un personaje saboteador entre el grupo de participantes. Así, no es necesaria “tanta” gente para una buena partida y en cualquier momento te puedes arrancar a un mano a mano en la mina de oro.

Saboteur en Blog Nube de JuguetesEs la gran novedad del juego, porque sigue siendo una propuesta ideal para la familia en tanto que no la edad para divertirte con una partida está tranquilamente entorno a los 8 años, la estrategia importa pero también tiene su puntito de suerte y en cosa de media hora puedes completar el desafío.

“Arrieritos somos…” pone en la caja del juego. Y es que ambos gnomos tienen que elegir: ¿hacer el túnel juntos o intentarlo por separado? Pero solo puede ganar uno, así que en cualquier caso tendrán que sabotear al oponente en un momento u otro. El objetivo: ser más ingenioso y conseguir todo el oro posible.

Saboteur en el blog Nube de JuguetesPara jugar, hay que tener claro los tipos de cartas que nos encontramos en el juego: las cartas de túnel -que nos permitirán avanzar hacia el objetivo-, las cartas de comienzo -el punto de partida-, las cartas de destino -allí hay oro…casi siempre-  y las cartas de acción -que permiten sacar ventaja o defenderse de los sabotajes-. Aparte el contenido se completa con marcadores de gnomos, dos llaves y los dos gnomos con su base.

Al empezar hay que separar cada tipo de carta. De entrada, cada jugador coge su carta de gnomo y la pone delante suyo. Ahí está su color y de ahí se deriva su carta de comienzo. Éstas se ponen sobre la mesa de una manera específica, junto con seis cartas de destino, boca abajo, según una pauta. El resto de cartas de destino se guardan para las siguientes rondas. Una partida se juega a tres rondas.

Cartas de Saboteur en el blog Nube de JuguetesLas cartas de túnel y de acción se mezclan y se barajan. Serán el mazo de cartas del juego, pero antes se reparten seis cartas a cada jugador. En cada turno, un jugador puede optar por tirar una carta de túnel y comenzar a crear el laberinto de caminos que le tiene que llevar a las pepitas de oro, jugar una carta de acción o descartarse, bien para defenderse bien para pasar turno.

Las cartas se van colocando en la mesa creando un laberinto. Si los caminos no concuerdan no puede dejarse sobre la mesa la carta. Si habéis jugado al Carcassonne ya sabéis de qué va. Luego, nos encontraremos con cartas especiales, con túneles con puentes o dobles recodos, o con escaleras que sirven de atajo, con puertas que bloquean el paso o trolls que exigirán sobornos para dejarte pasar. ¡Y ojo! algunas pepitas por ahí perdidas también puedes encontrarte.

Y por poner otro símil de otro juego que probamos en Nube de Juguetes, las cartas de acción son estilo Mil Kilómetros, cartas que plantas delante de tu rival para sabotearle o que usas para aprovechar alguna ventaja propia. También está los antídotos, claro, las cartas de reparación que necesitarás jugar para que tu oponente no se salga con la suya en sus ataques.

cartas del juego Saboteur en el blog Nube de Juguetes

Cuando desde tu carta comienzo hasta un túnel con pepita de oro logras un camino ininterrumpido, colocas allí un marcador. Un punto para sumar ¡bien! cuando acabe la ronda. Esto es, cuando las seis cartas de destino han sido descubiertas, cuando se han colocado los ocho marcadores de gnomo o si se agota el mazo de cartas y nadie pueda jugar sus cartas. La partida se completa con tres rondas, pero no es largo ni mucho menos.

El juego es muy dinámico. Una vez controlas la mejor manera de usar las cartas de acción, cosa que nos costó alguna partida en la familia, todo fluye con alegría y las estrategias empiezan a aflorar, vas controlando cómo recolectar pepitas y dominando los momentos para el ¡sabotaje! lo más divertido.

Un acierto, esta propuesta. Como no siempre podemos reunir a la gente necesaria para juegos como el Saboteur original y su expansión, tener esta oportunidad de duelo por las pepitas es una gran opción.  Con dos jugadores también asegura la diversión.

 

Anuncios

Un comentario en “Probamos… Saboteur, el Desafío. Un mano a mano en la mina de oro

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s